La noche m√°s rara ūüėß Marrakech-Fez en autob√ļs.

Mira que hay noches raras… Noches locas, noches de juerga, noches horribles, noches que parecen sacadas de una peli de terror y tambi√©n noches que preferir√≠as no recordar! ūüė∑

Pero de todas esas noches, √©sta ha sido sin duda una de las m√°s raras que he vivido hasta ahora… A veces ni estar en posesi√≥n de la¬† informaci√≥n vale de nada; nos hab√≠an dicho que la CTM era la mejor compa√Ī√≠a de autobuses que hab√≠a en¬† Marruecos; que los autobuses eran c√≥modos y adem√°s¬† muy puntuales; una compa√Īia de confianza. Pero la verdad que se me hab√≠a olvidado y es que cuando vas a la aventura, lo normal es que la acabes encontrando! ūüė≤¬† ja ja

Hab√≠amos pasado casualmente por delante de una estaci√≥n de autobuses¬†¬† mientras busc√°bamos el restaurante Mama Africa que nos hab√≠a recomendado Jusef y que tristemente tengo que confesar que no encontramos y como el hambre apretaba, acabamos comiendo en otro chiringuito…

La estaci√≥n quedaba bastante cerca del riad as√≠ que entramos a preguntar. Las estaciones de Marruecos son la repera; entras en una estaci√≥n mugrienta y ya tienes a dos o tres hombres corriendo detr√°s de t√≠ para preguntarte a donde quieres ir y luego te acompa√Īan ellos a donde les d√° la gana (tendr√°n comisi√≥n o algo). Otras veces ni te atienden, porque est√°n rezando en la sala de rezos o simplemente tumbados en una colchoneta echando la siesta… Nos dijeron que el siguiente autob√ļs a Fez estaba completo porque esa noche empezaba el ramad√°n, pero quedaban plazas en el de las once de la noche; tendr√≠amos que estar una hora antes en la estaci√≥n… Eso all√≠ es bastante normal, algo as√≠ como si fueras a coger un avi√≥n a las Bahamas ūüėČ

Llegamos¬† un poco antes de las diez;¬† hac√≠a calor y esperamos¬† sentadas en la estaci√≥n hasta que alguien nos avis√≥ de que el autob√ļs ya estaba fuera. La acera donde se situ√≥ nuestro autob√ļs estaba repleta de paquetes enormes envueltos en tela blanca, eran much√≠simos, una exageraci√≥n! Nos pareci√≥ imposible meter todo aquello en el autob√ļs… Tardaron un mont√≥n de tiempo en acomodarlos. Mientras nosotras esper√°bamos entre la gente¬† de pie al lado de nuestras mochilas. √Čramos las √ļnicas extranjeras. Una ni√Īa de unos doce o trece a√Īos se acerc√≥ a m√≠ y me pregunt√≥ si era marroqu√≠ le dije que no y me sonri√≥, me pregunt√≥ de d√≥nde √©ramos y a donde √≠bamos… Era una ni√Īa muy despierta, me sorprendi√≥ ver a una ni√Īa all√≠ s√≥la, a aquellas horas de la noche… pronto se acerc√≥ un chico que parec√≠a que ven√≠a con ella y tambi√©n se puso a hablar con nosotras. Nos pregunt√≥ cuanto nos hab√≠an cobrado por el billete, pensaba que nos habr√≠an estafado por ser extranjeras, como si eso fuera lo m√°s normal…

laa

La gente iba entrando en el autob√ļs y ya parec√≠a que no iba a quedar sitio para nosotras… Entonces el conductor nos pidi√≥ los billetes y nos dijo que tan√≠amos¬† que pagar 50 dirhams m√°s por llevar las mochilas…¬°Nos pareci√≥ fatal porque no lo entend√≠amos! Luego ya vimos que era lo normal y no se trataba de un timo. Es algo as√≠ como facturar el equipaje y hasta va m√°s seguro, porque te dan un resguardo y te lo piden luego para devolverte la maleta. Cuando coloc√≥ nuestras mochilas, subi√≥ delante de nosotras y ech√≥ a un chico del asiento para que quedaran dos sitios juntos … (nos pareci√≥ que todos nos miraban) Fue un detalle “bastante feo y raro” Porque creo que ni estaban numerados, pero √©l era el que mandaba, as√≠ que nos sentamos y chit√≥n!¬† Hac√≠a mucho calor y aquel autob√ļs iba lleno hasta la bandera!! No recuerdo un trayecto m√°s extra√Īo en toda mi vidaa…

En cuanto sali√≥ el autob√ļs quise poner el asiento hacia atr√°s para ir m√°s c√≥moda… ¬°Con los problemas que tengo yo para reclinar los sillones! Yo le empujaba¬† y el sill√≥n volv√≠a a la posici√≥n primera, mir√© para atr√°s y v√≠ que era el chico el que lo empujaba de mala manera, as√≠ que decid√≠ estarme quieta … ¬°tuve miedoRRR! No s√© si ser√≠a el chico¬† al que hab√≠an desalojado de nuestro sitio;¬† ¬°Mejor estarse quieta! Pero aquello ya era el presagio de una noche imposible… ¬°En vertical, imposible dormir!¬† ūüė¶

Yo, mi hiperactividad y mis problemas para colocar el asiento:¬† Ahora no era capaz de poner el reposabrazos en su sitio y se ca√≠a cada vez que quer√≠a apoyar el brazo… Otro chico, esta vez m√°s amable que el anterior, me ayud√≥¬† a colocarlo. _ _Merci! Por dios!! Que es de lo poco que s√© decir en franchute ūüėā

Luego v√≠ que otro,¬† ten√≠a el mismo problema que yo con el reposabrazos y fui “de amable” a ayudarle con una sonrisita… S√≥lo trataba de hacer amiguitos en aquel ambiente tan hostil! ūüėá

autobus

Nuestros compa√Īeros de autob√ļs

Delante de nosotros se sentaron el chico y la ni√Īa que hab√≠an hablado con nosotras en la acera y otra ni√Īita peque√Īa que dorm√≠a tumbada entre los dos…¬†‚ėļÔłŹ En un momento de la noche, la ni√Īa se puso de rodillas en el asiento,¬† mirando hacia atr√°s y¬† dijo alguna cosa en franc√©s, luego nos sonri√≥ y nos di√≥ un beso. Entre lo vieja y chalada que estoy, aquel¬† gesto de cari√Īo¬† me emocion√≥ , as√≠ que les hice algunas fotos mientras ella posaba sonriente;¬† luego le dej√© la c√°mara para que se viera en las fotos, mientras la otra ni√Īa dorm√≠a en brazos del chico… √Čl tambi√©n nos miraba y cruz√≥ algunas palabras con nosotras… me fij√© en que ten√≠a los dientes rotos y en las manos una especie de marcas oscuras , no hab√≠a sido yo la √ļnica, Mayca me lo comentar√≠a luego _ ¬ŅQu√© enfermedad tendr√° ese chico? ¬ŅHas visto como tiene las manos?

Alfaraby2

Alfaraby2

El autob√ļs hizo una primera parada y harta de viajar all√≠ media tullida, intent√© bajar pero no me dejaron…ūüė≥¬† Estaba todo oscuro, hab√≠an parado en medio de una carretera y unos hombres fumaban¬† justo al lado del autob√ļs, cuando quise bajar el escal√≥n me gritaron en plan borde, as√≠ que me met√≠ para dentro otra vez bastante harta ya de tanto despotismo ūüėĖ¬† El chico que iba con la ni√Īas me dijo que ah√≠ no hab√≠a nada y que pronto parar√≠an en otro sitio, esa noche se iniciaba el Ramad√°n… pues bueno, m√°s horas ah√≠ metidas en ese autob√ļs donde uno de nuestros vecinos se tir√≥ al suelo a dormir en medio del pasillo. Pens√© :”¬°Este es de los m√≠os!” Busca la postura horizontal como sea! ūüôā Ojal√° se me hubiera ocurrido a m√≠ antes, ahora no pod√≠a ni moverme porque encima me daba miedo pisar al que dorm√≠a en el pasillo ūüėē

Por f√≠n… paradaa!! ūüėĬ† No s√© que dijeron; sonaron unos c√°nticos y todos empezaron a bajarse del autob√ļs. ¬°Os juro que nunca hab√≠a estado en un sitio semejante!¬†ūüėĶ S√≥lo bajar del autob√ļs hab√≠a humo por todos lados y corderos que giraban en parrillas; un mont√≥n de mesas con¬† bancos por los dos lados y apenas hab√≠a luz… un lugar que casi mejor¬† verlo de noche, a saber como ser√≠a de d√≠a!¬† Ah√≠ tambi√©n nos dimos cuenta de que √©ramos las √ļnicas mujeres que hab√≠amos bajado del autob√ļs y nos hab√≠amos sentado a tomar algo… Pedimos unas coca colas mientras un grupo de chicos en la mesa de al lado nos miraba y supongo que nos cotilleaban; porque hab√≠a risitas inclu√≠das y todo.¬† A nuestro lado se sent√≥ el vecino al que hab√≠a ayudado a colocar el brazo del asiento, que era un tipo imponente!!¬†ūüėé ¬°Un buen mozo de esos de toda la vida! Moreno, buen tipo, camisa blanca impecable y pantalones chinos color beige… Vamos que no s√© que tipo de¬† “aparici√≥n mariana” era aquella, justo a media noche y en un merendero de carretera…!! y encima nos sonri√≥ y nos invit√≥ a un t√© de menta, que √©l mismo nos sirvi√≥¬†ūüė欆¬† Ven√≠a acompa√Īado por un hombre m√°s mayor y tambi√©n con muy buena presencia… ¬°Ay dios! Como siempre, una sonrisa y un “merci”!! A ver si alg√ļn d√≠a aprendo a decir algo m√°s…porque esto, ya pasa de verg√ľenza! ūüėĘ

Luego v√≠ que iba al ba√Īo y pens√© que no habr√≠a ba√Īo de chicas, pero v√≠ que la ni√Īa bajaba del bus frot√°ndose los ojos e iba tambi√©n al ba√Īo , as√≠ que me puse a la cola… cuando v√≠ salir al “guapo” desremang√°ndose los pantalones, ya supuse que tipo de ba√Īos eran… lo de siempre;¬† ¬°un agujero en el suelo! ūüėĖ Ayyyy! Que sitio m√°s nauseabundo…

Madre m√≠a! Madre m√≠aaaa!¬† Subir¬† de nuevo en aquel autobus de locos, fue algo as√≠ como volver al hogar, despu√©s del bar extra√Īo con el que hab√≠amos topado… Me apetec√≠a salir de all√≠ cuanto antes!¬† ūüėČ

El viaje continu√≥… antes de llegar a Fez, la ni√Īa se prepar√≥ para bajar, luego cogi√≥ a su hermana peque√Īa e intent√≥ calzarla a√ļn dormida para bajarla por la mano, la peque√Īa baj√≥ protestando entre sollozos… y vimos a una mujer que viajaba en la parte de atr√°s que tambi√©n se baj√≥. El chico de las manchas en las manos se qued√≥ en su sitio… Ya casi llegando a Fez, un poco antes,¬† se baj√≥ el guapo y all√≠¬† lo dejamos;¬† en medio de¬† la nada, ni siquiera se ve√≠an¬† casas, no s√© si ser√≠a un extraterrestre y esperar√≠a all√≠ a que vinieran a buscarlo en la nave espacial ūüėā

hfg

Llegada a Fez (la entrada  a Fez desde la estación de autobuses)

Llegamos a Fez cansad√≠simas y tuvimos que esperar para reclamar nuestras mochilas… quer√≠amos coger un taxi, pero el chico que ven√≠a¬† con las ni√Īas mir√≥ la direcci√≥n que ten√≠amos escrita del riad y nos dijo que eso estaba cerca, que pod√≠amos ir andando y que √©l nos acompa√Īar√≠a… Nos dijo que se llamaba Alfaraby. Le preguntamos que relaci√≥n ten√≠a con las ni√Īas y nos dijo que las hab√≠a conocido all√≠,¬† igual que a nosotras… Hab√≠a llevado a la ni√Īa durmiendo en brazos durante todo el camino y acababa de conocerlas ūüėģ … Le dijimos que quer√≠amos desayunar y nos contest√≥ que todo estar√≠a cerrado porque hab√≠a empezado el ramad√°n esa misma noche, pero a√ļn as√≠ fue hasta el bar de la estaci√≥n y habl√≥ con el chico para que nos preparara un caf√© y se puso a ayudarle como si le conociera… Luego empezamos a entrevistarnos mutuamente;¬† Nos dijo que ten√≠a 26 a√Īos y que ven√≠a de Mauritania donde estudiaba en la universidad, hab√≠a llegado a Marrakech la noche anterior, hab√≠a cogido el autob√ļs a Fez y todav√≠a le quedaba coger otro para llegar a¬† su casa en Al Hoceima, en la costa norte… llevaba tres d√≠as de viaje! ūüėĪ

Por supuesto le pregunt√© como se hab√≠a ido a estudiar a Mauritania y me respondi√≥ que se hab√≠a ido all√≠¬† porque en Marruecos no hab√≠a democracia y despu√©s de las √ļltimas revueltas en la universidad, no le hab√≠a quedado otra; y nos ense√Ī√≥ las manos en las que ya nos hab√≠amos fijado antes… Nos cont√≥ que lo hab√≠an arrestado en una manifestaci√≥n y que le hab√≠an dado una paliza;¬† le hab√≠an roto los dientes a golpes y luego le hab√≠an apagado cigarros en las manos, de ah√≠ las marcas…ūüė©¬† Nos quedamos impresionadas!¬† ūüėĶ Se sac√≥ de cartera y nos ense√Ī√≥ las fotos que ten√≠a de su¬† detenci√≥n; su cara de frente y de perfil llena de moretones y con un ojo a la funeraria… Luego nos sac√≥ su t√≠tulo universitario … No tendr√≠a que volver a Mauritania;¬† por f√≠n lo hab√≠a conseguido¬† y ahora se iba a su casa … todav√≠a le quedaba un largo viaje hasta all√≠! Le preguntamos que pensaba hacer luego y nos dijo que quiz√°s se fuera¬† a Francia o a Espa√Īa, qui√©n sabe!

visitndo lso jardines ocn alfaraby

Visitando los jardines de la entrada de la medina de Fez con Alfaraby.

Le pregunt√© porque no se tomaba algo con nosotras,¬† si era por¬† una cuesti√≥n religiosas y me dijo que lo del Ramad√°n lo hac√≠a porque¬† si no lo haces, la gente te mira mal… Si te ven comiendo, hablan mal de t√≠ y esas cosas… as√≠ que cumpl√≠a con el ramad√°n. Cuando acabamos de desayunar, nos acompa√Ī√≥ al riad, pero como era demasiado pronto para llegar al hotel, ¬† estuvimos paseando por unos jardines cercanos;¬† Mayca le prest√≥ su c√°mara (Yo como siempre , sin bater√≠a… como no pod√≠a dormir en el autob√ļs , hab√≠a ido toda la noche mirando fotos) y √©l se pas√≥ todo el tiempo haciendo fotos… a los sitios y a nosotras!

nbnb

Nuestro riad en Fez

Luego nos acompa√Ī√≥ al riad y aunque no quer√≠a pasar, le insistimos porque nos sent√≠amos en obligaci√≥n con √©l; ya que no pod√≠amos invitarlo a comer (porque aquel d√≠a no com√≠a) por lo menos quer√≠amos acompa√Īarlo en taxi a la otra estaci√≥n¬† de autobuses, para despedirnos e intercambiar correos y dem√°s…

pl

Y as√≠ hicimos… Ya era¬† media ma√Īana, pero la rareza de la noche continuaba… Cuando llegamos al riad,¬† despu√©s de despedirnos de Alfaraby en la parada de autob√ļs, Mayca se fue a descansar y se qued√≥ dormida y¬† mientras yo, como ya viene siendo habitual en m√≠, me puse a practicar uno de mis hobbies viajeros;¬† lavar ropa y¬† tenderla al sol en la estupenda terraza del riad;¬† cuando acab√© mis labores del hogar… Encend√≠ la tablet para ver que hab√≠a de nuevo y descubr√≠ que ya ten√≠a una nueva invitaci√≥n; la abr√≠ y v√≠ que mi nuevo amigo se llamaba Albafaraby-mayca… As√≠ que pens√©;¬† lo habr√° puesto para que le reconozcamos… Mayca, es el nombre de mi amiga.¬† Cuando despert√≥ Mayca, se lo dije : Alfaraby ya¬† nos ha enviado la petici√≥n de amistad, y se llama¬† Alfarabi-mayca. A Mayca no le gust√≥ nada y tuvo con √©l una discusi√≥n de chat en la que le ped√≠a que se cambiara¬† el nombre; que no le gustaba, que pod√≠a afectar a su vida personal y a su relaci√≥n¬† …¬† Alfaraby le dec√≠a que ya lo cambiar√≠a, pero no lo cambi√≥ … Mayca empez√≥ a obsesionarse con si ser√≠a un yihadista o un loco y lo amenaz√≥ con echarlo del facebook… Yo mientras de observadora.

Alfaraby me envi√≥ un privado para pedirme las fotos en las que sal√≠a √©l y se las envi√©. Me dijo gracias y se despidi√≥. Esa fue la √ļltima vez que habl√© con √©l. Mayca lo larg√≥ del facebook…Yo lo dej√© estar; la curiosidad me puede!¬†ūüė≥ Durante una temporada, lo tuve en observaci√≥n¬† y hasta met√≠a los estados que colgaba en facebook en √°rabe en el google traslator para saber de que iba… Eran frases marxistas. Rollos socialistas y hasta citas del Che Guevara…. ¬°Nada fuera de lo normal! As√≠ que ah√≠ lo dej√© estar, pero ya libre de observaci√≥n… Luego Alfaraby cambio su nombre y lo ha vuelto a cambiar al menos un par de veces m√°s, pero nunca m√°s hemos vuelto a tener una conversaci√≥n…

He vivido noches raras… de esas de juerga, de locura; en las q pasan cosas extra√Īas o inesperadas… las t√≠picas noches de juventud! ¬°Supongo que como todos!! Pero nunca noches como √©sta… entre la pesadilla del autob√ļs, la extra√Īa parada y la incomodidad de no poder pegar ojo en toda la noche y luego todos esos misterios que te mantienen despierta ante la incapacidad de poder resolverlos… ¬°Marruecos esconde tantas secretos! Y √©ste era s√≥lo el preludio de lo que nos esperaba en la loca ciudad de Fez!! :O

De lo que nos aconteci√≥ los dos d√≠as siguientes en la ciudad y de los personajes variopintos que nos fuimos encontrando, os informar√© en el pr√≥ximo cap√≠tulo! Permanezcan atentos a¬† sus pantallas!¬† ūüėČ

Anuncios

2 pensamientos en “La noche m√°s rara ūüėß Marrakech-Fez en autob√ļs.

  1. Pingback: Fez, o como sobrevivir entre timadores ūüėĖ | Un Plan Infinito

  2. Pingback: Casablanca _”¬ŅHa sido un ca√Īonazo o el coraz√≥n que me late?” | Un Plan Infinito

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Est√°s comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesi√≥n / Cambiar )

Imagen de Twitter

Est√°s comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesi√≥n / Cambiar )

Foto de Facebook

Est√°s comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesi√≥n / Cambiar )

Google+ photo

Est√°s comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesi√≥n / Cambiar )

Conectando a %s