Periyar National Park,Tekkady, Kerala. Aquí huele a tigre! ;)

Como ya os había contado en la entrada anterior, llegar  desde Hampi a Tekkady; donde se encuentra  the Periyar Wildlife Sanctuary, era una prueba de fuego al más puro estilo “Pekín express” como diría Bárbara. 🙂

Periyar Wildlife Sanctuary, Tekkady, Kerala Foto Mónica

Periyar Wildlife Sanctuary, Tekkady, Kerala Foto Mónica

Me encantan ese tipo de retos, así que lo había disfrutado  XD

IMG_1360

Acercándonos a Tekkady, Kerala el paisaje empieza a cambiar 😀 Foto Mayka

 Y  por fín ahora ya estábamos cerca de Periyar. Desde que salimos de Bombay, habíamos bajado a Goa, luego a Hampi en el estado de Karnataka, Anatapur en Andra Pradesh, Bangalore y Madurai en el estado de Tamil Nadu y justo en la frontera , donde se termina el estado de Tamil Nadu y empieza  Kerala; ahí se encuentra TEKKADY; no tienen mal gusto los tigres XD , han elegido un lugar precioso para vivir ; )  Acabábamos de abandonar la seca y polvorienta ciudad de  Madurai y casi de repente  estábamos de nuevo en un lugar de  impresionante belleza natural… Desde que  el conductor nos dijo : “Estamos entrando en el estado de kerala” supe que, como ya había predecido con anterioridad… Kerala había sido mi lugar preferido en el mundo incluso antes de conocerlo, lo sabía antes de ir y ahora estaba confirmado 🙂

IMG_1549

Paisajes de Kerala/ Foto Mayca

IMG_1550

Mil tonalidades de verde 😀

Nunca había visto un paisaje semejante y todo lo que os cuente, ni siquiera las preciosas fotos que hicieron mis compañeras de viaje podrán reflejar toda la belleza paisajística que vimos; ya no sólo durante aquel trayecto , sino durante todos los días que nos esperaban en el estado de Kerala. “El dios de las  pequeñas cosas” que había leído hacía tantos años, se quedaba realmente pequeño. Algo había podido  imaginar, pero cuántas veces la realidad supera la ficción!

IMG_3801

Periyar

Kerala es aún más verde que Goa y más exuberante;  campos de arroz, de té, mangos… El conductor tuvo que parar varias veces para que hicieramos fotos;  él mismo nos mostraba las cataratas, las fábricas de ladrillos, los enormes extensiones de cultivo y luego nos decía que era lo que cultivaban… algunos frutos eran tan raros, que ahora me arrepiento de fiarme de mi buena memoria y no haberlos apuntado. Unas frutas gigantes que no había visto en mi vida …  Hay miles, millones de tonalidades de verde y unos cultivos en socalco que dejan sin respiración. En muchas plantaciones venden té en una especi de chiringuitos que tienen en la carretera y te ponen en letras gigantes a cuánto va el kilo ¡precios de risa!  Para llegar a Periyar  National Park  hay que subir por unas carreteras llenas de curvas rodeadas de naturaleza y de repente  notas que la temperatura empieza a descender…

IMG_1560

Cataratas que se ven desde la carretera

 Cuando llegamos a Tekkadi ya había anochecido y nuestro conductor nos preguntó si nos apetecía hacernos un masaje ayurvédico o ir al teatro (Dos de las mil  cosas que no puedes perderte en Kerala)…Lo del masaje ayurvédico lo habíamos dejado para Varkala, porque en Varkala pensábamos dedicarnos a la vida placentera; masajes, playa, mercadillos 😉  Así que preferimos ir a la representación de Teatro kathakali, que es originario de Kerala y una de las artes escénicas más antiguas que se conocen. En ellas se trata de representar sin mediar palabra, sólo con gestos y acompañamiento musical las historias de las grandes epopeyas hindúes : El Ramayana y el Mahabarata.

IMG_1396

Representación teatro kathakali Foto Mayca

Llegamos justo a tiempo para ver la función. Ni hay que decir que como casi todo en India, era super vistoso!! Los colores, los maquillajes, la música, los gestos… Los personajes eran dos hombres , uno hacía de mujer y hasta tuvo un bebé; se la veía tan  feliz… Yo ya le había cogido cariño cuando después de una fuerte discución, va el hombre y la mata!! :O

IMG_1399

El triste desenlace 😦 Kathakali Center Tekkady

 NO ENTENDIMOS NADA 😦  Parece ser que era divertido porque los indios se reían todo el tiempo , pero a mí poca gracia me hizo que el hombre matara a aquella mujer; que en realidad era un hombre vestido de mujer… Yo creo que me pasé toda la representación con la boca abierta y será por eso que no hice ni una foto. Como curiosidad valió mucho la pena. Al salir le pedimos al conductor que nos explicara un poco la obra, mientras nos llevaba al hotel y todavía entendí menos ; )  Pero bueno, me quedé más tranquila al saber que había matado a la mujer porque ella simbolizaba la maldad… Vaya, qué raro!! En todas las culturas nos toca hacer de malas Pfff! 😦

 Con el tema del hotel esta vez habíamos acertado de pleno ¡Era un sitio precioso!!!  🙂 Cabañas de madera con una decoración  espectacular y nada recargada, no parecía India. Era todo rústico y natural y estaba totalmente integrado con el medio. Un sitio precioso, limpio y confortable en medio de la naturaleza.

ambadi

Hotel Ambadi, vistas desde el balcón de nuestra habitación

Nuestro amable conductor 🙂 nos dijo que al día siguiente él podía llevarnos al parque y que sería mejor ir al primer trekkin de la mañana, antes de que hiciera calor. ¡Tendríamos que levantarnos a las cinco de la mañana! Grrr!! Menuda hora de ir de visita! No creo ni que los tigres estuvieran levantados a esas horas!  ; )  Nos despedimos de él y nos fuimos a cenar a un restaurante cercano.

En esta zona todos éramos occidentales y lo raro era ver indios. El restaurante  era exterior, como una terraza y tenía sólo unas cuantas mesas ocupadas, pues ya era tarde. Creo que este fue el único día que refrescó y hasta tuve que ponerme una chaqueta!! Una no; ¡la única chaqueta que tenía!  XD  Cuando pedimos la cena, Mónica pidió cerveza y le sugirieron que pidiera el té especial de la carta. Nos reímos porque entendimos que como en muchos otros sitios, no pagarían las taxas y no podían servir alcohol, pero lo mejor fue cuando le trajeron la cerveza en una tetera y con una taza de té donde se la tomó… cuando miramos a las otras mesas descubrimos que todos tomaban té especial con la cena! jajajaja En una de las mesas estaba un chico que cenaba sólo y que se parecía un poco Tintín…Al día siguiente, volveríamos a verlo y sería nuestro compañero en la balsa para cruzar  el río 🙂

Después de la cena nos fuimos a dormir pues nos esperaba un madrugón! ¡Qué bien dormí aquella nochee! ZzzZZ  Pero qué noche más corta! Me levanté enfadada, porque no había oído el despertador y ahora tendría que ir sin duchar, pues el conductor ya nos estaría esperando! Bufff!! 😦

IMG_1540

Este tigre de mentirijilla fue el único tigre que vino a darnos la bienvenida a la entrada del parque

Como siempre, tengo decir que la india es un país de complejidad asombrosa. Así como se ven enormes cantidades de basura en las ciudades y un desorden total, incluso en Delhi donde casi no hay ni aceras y hay zonas en el centro hechas un verdadero asco, en contraste hay que ver como cuidan los lugares históricos y los parques; es una maravilla  ver como funciona el parque de Periyar, que limpio y que respeto por la naturaleza… Creo que este país nunca va a dejar de sorprenderme 😀 . Más que un país, la India es un continente con tanta diversidad, que resulta imposible de catalogar.

IMG_1413

La entrada y programas de ecoturismo en Periyar Park

Compramos las entradas para el trekkin y cuando llegamos nos presentaron a nuestro guía y a un aprendiz de guía que le acompañaba y que  era un chico joven y muy majo. La juventud en India está muy bien educada, son tímidos, inocentes, amables y en definitiva gente normal; sin tonterías. Dá gusto tratar con ellos.

IMG_1418

Poniéndonos los protectores para las sanguijuelas

Lo primero fue firmar un papel donde el parque no se hacía responsable si nos pasaba un accidente… y firmamos tan contentas!!!! :O

Luego empezaron a hablarnos de la posibilidad de que hubiera sanguijuelas por la humedad; pensé que sería un cuento para darle más emoción. Nos pasaron unas botas de tela para ponernos por dentro de los zapatos y cuando estábamos calzadas nos dijeron que teníamos que hablar en bajo y tratar de no hacer ruídos porque los  animales son muy sensibles a cualquier ruído y podríamos espantarlos…

IMG_1481

El lago

De repente nos vemos delante de  una balsa hecha con caña de bambú y nos dicen  que tenemos que subirnos ahí para cruzar el lago… Nosotras cuatro, los dos guías y el chico inglés que cenaba sólo la noche anterior en Tekkady. Yo como soy tan bien mandada además de algo inconsciente, ya estaba dipuesta a subir cuando oigo decir a Mayca  _ Yo ahí no subo… y digo_ Por qué? _ En este  bolso llevo todo;  la cámara, el pasaporte, el dinero la tarjeta de crédito…y si nos caemos ahí… ¡Ni lo habia pensado!!! Yo siempre he sido una inconnsciente; creo que es por eso que vivo tan feliz!!! :O  Pero claro; aún oyendo cosas tan obvias pensé…¡maloserá! y al final subimos todos en aquella balsa que se hundía bajo nuestro pies y llevabamos los pies totalmente encharcados de agua…

IMG_1519

Con nuestro guía, al fondo la balsa en la que cruzamos el lago 🙂

La verdad que el paisaje de todo el parque es precioso y los sonidos de la naturaleza todavía lo son más… nos metimos por una especie de  pasadizos cubiertos con enormes lianas donde sólo se sienten los gritos de los monos y el canto de los pájaros… pensaba en como disfrutaría de aquello mi padre, que es un amante de la naturaleza y reconoce cientos de aves por su canto, la verdad que andar por el medio de esa selva, es que es digno de  ser vivido!

paisaje

El maravilloso paisaje de Periyar.

IMG_3831

Siguiendo a nuestro guía , detrás de los elefantes.

Como siempre que fuimos con guias; resultaba super pedagógico y este guía nos explicaba todo; nos enseñaba cada planta, cada insecto, cada termita… ¡Todo! y luego para darle emoción, nos enseñaba una caca de elefante aún fresca y nos decía que debía de haber una manada cercana… Lo más cercano que vimos fue una manada de bufalos que pastaban felices 😉

IMG_1468

Manada de búfalos pastando

IMG_1452

Pasando por puentecitos improvisados sobre el río…

64

Algunas cosas que pueden aparecer por el parque 🙂

Otras cosas que te puedes encontrar ;)

Otras cosas que te puedes encontrar 😉

Ya sólo por caminar por esta selva, el santuario de animales salvajes en libertad, merece la pena visitar Periyar (Aunque sólo sea para contribuir con el precio de la entrada a su mantenimiento) El problema fue cuando empezamos a estar invadidas de sanguijuelas; nos subían por los zapatos, se metían por los agujeros de los cordones, incluso se metían por las fundas que nos habían dejado en el parque … de vez en cuando parabamos para quitarlas con un palo y el chico más joven nos echaba talcos en las fundas y en los pies para que cayeran…

y si habiaa

Tigres no veríamoss, ni se dignaron a vernir a saludarnos!  😉 Pero a las  sanguijuelas las conocimos a todas!!! 🙂

Parecíamos unas histéricas gritando cuando no conseguíamos quitar las sanguijuelas jajajaja La verdad que ver a esas bichas asquerosas colándose por entre la ropa era horripilantee!! Aggg!  Nuestra ruta de cuatro horas pasó pronto y volvimos a cruzar en balsa al otro lado del lago.

66

Un tigre nadandoo! 😉

En la balsa :)

En la balsa 🙂

.9

El sencillo funcionamiento de una balsa…Tiras pos la cuerda y listo! Sin complicaciones 😉

balsa

Aterrizando!! 😉 Fui la primera en subir y la primera en bajar! 😛

IMG_3879

Fundas anti sanguijuelas secándose al sol

Al llegar a tierra hicimos una limpieza de sanguijuelas y nos quitamos los protectores, luego nos despedimos de los guías y recorrimos el parque sacándole fotos a los monos y a las ardillas, hasta que encontramos a nuestro conductor que se reía al contarle lo de nuestro encuentro con las sanguijuelas.

Monito

Monito del parque de Periyar

IMG_1538(3)

Tienda del parque de Periyar con forma de Tortuga 🙂

Volvimos al hotel, nos duchamos y desayunamos; ya casi era como un almuerzo…

IMG_1548Teníamos que salir a primera hora de la tarde para Varkala porque nos había dicho nuestro conductor que el viaje era largo y que si queríamos llegar con día había que salir pronto… además lo que no sabíamos pero ya casi podíamos intuír es que íbamos directas al paraíso!!!  XD  Y por si no os lo había contado antes, os diré que ese día era el cumple de Maica y pensábamos celebrarlo por la noche en Varkala con una super cena! Yo hasta tenía un precioso vestido para estrenar en la ocasión que me había costado 3 euracos!! 🙂

Lo que tampoco sabíamos es que aquella cena iba a estar tan concurrida!!! XD Nos esperaban algunos amigos a los que todavía no habíamos conocido, así como el reencuentro fortuito con un viejo amigo de Hampi!

My dear friends; el mundo es un pañuelo! 😉

Anuncios

Varkala, así llegamos al paraíso indio :)

Varkala apareció un día por casualidad mientras leía a los chicos de  http://www.conmochila.com. En uno de los posts de su viaje a India contaban como habían celebrado el fín de año en un lugar al sur de la India en el estado de Kerala que se llamaba Varkala (Ya el nombre no sonaba nada mal) El asunto es que hablaban tan bien del sitio y sobre todo del alojamiento, que de repente me entraron unas ganas locas de ir a Varkala y de conocer a Mari, una bilbaína afincada en Kerala y a su marido Vinod!  XD

IMG_4021

Varkala, Kerala

Habíamos pensado en dejar unos días para descansar en el sur de India, necesitábamos un lugar donde dormir más de dos noches seguidas, después de todo el trajín de trenes coches y autobuses … (viajar por India resulta agotador 😉 ) Desde el principio Bárbara y yo queríamos que el lugar elegido fuera el ON THE WAY, que era el lugar del que hablaban Toni  y Carme en su post.

On the way

On the way, Home Cafe /Foto on the way

Como estaba tan interesada en el sitio;  tenía que encontrar la manera de contactar con los dueños de la guest house  antes de que a alguna de mis compañeras se le ocurriera un plan B , sabía que el tema cabañas y demás construcciones exóticas también mola mucho 😉

Decoración del On the way

Decoración del On the way /Foto On the way

Así que  después de googlear un rato;  encontré una dirección de email de Mari y le escribí. A los pocos días me respondió que estaba en España de vacaciones pero que si íbamos ya, nos atendería su marido Vinod sin problema. Le comenté que todavía no sabíamos cuando llegaríamos, porque Kerala era la última parte de nuestro viaje y que cuando tuviera la fecha concreta, la avisaría con tiempo suficiente…La verdad es que Mari es super agradable, nos cruzamos algún que otro email más e ir al on the way ya era algo así como ir a la casa de una amiga.

Comedor del on the way

Comedor, patio. lugar común  del On the way. Varkala, Kerala, India./ Foto On the way

Llegamos a Varkala al atardecer y en coche con Ohm, el conductor que nos había llevado a Periyar. Por el camino sólo habíamos parado a tomar algo en una especie de pastelería donde Mayca, que estaba de cumple, nos había invitado a unos Ferrero Rocher como si fuera la Presley 😉 … Nos hizo gracia que en España no se vendan en verano porque  dicen que se estropearían con el calor y sin embargo, se vendan en la India a sabe dios cuantos grados a la sombra! 😉

Entramos a Varkala por medio de unas calles con casas unifamiliares y jardines; las calles eran estrechas y los muros de las casas estaban pintados de blanco y de repente  en una de las paredes  ¡se nos aparece  el Che Guevara!! : el Che de toda la vida;  😀 con su gorra y su estrella. Lo ví pero no lo creí y  fue cuando  Bárbara dijo:  _¿Pero qué pasa aquí? ¡Debe de haber muchos comunistas!  Cuando me dí cuenta de que no había sido fruto de mi imaginación y que realmente habíamos pasado por delante de un mural del Che! :O

Luego me entero de que las primeras elecciones democráticas de 1957 dieron el poder en el estado de Kerala al Partido Comunista, convirtiéndose en el primer gobierno comunista del mundo elegido por votación y la verdad que a estos no les ha ido nada mal; este estado es uno de los más ricos de la India, no tiene nada que ver con el norte.

Estaba en el primer negocio de Varkala al que entramos a preguntar ;)

Este cartel está en el primer negocio de Varkala al que entramos a preguntar 😉

Y  ya como era costumbre, entramos en Varkala beach preguntándole a la gente, porque en India muchas veces las calles no  tienen nombre y no es nada fácil llegar a los sitios…Llegamos a una plaza que queda sobre el mar y allí preguntamos como llegar al Tibetan market y nos fueron dirigiendo hasta allí, pero llega un momento en el que coche ya no puede pasar más, así que no despedimos de Ohm y continuamos andando . Vimos a un chico fumando delante de su tienda y le preguntamos por el On the way, dudó un poco… como a estas alturas ya éramos conocedoras de la  psicología india  y del gusto por el cotilleo le preguntamos por una guest house regentada por una chica española casada con un indio y entonces, sí!! Nos dijo _Ah! Sí María! y nos mandó derechas al sitio  🙂

Las escaleras que llevan al segundo piso del On the way

Las escaleras  que llevan al segundo piso del On the way / Foto On the way

Por fín, habiamos llegado a casa! XD

Mari nos recibió como si nos conociera de siempre y Vinod, es un encanto… la verdad que no podíamos haber elegido un lugar mejor 🙂

Nos enseñó las habitaciones y dejamos que la cumpleañera escogiera, por suerte me tocaba compartir habitación con ella jaja 😉  Las habitaciones en  el on the way tienen nombres, la nuesta era La Mona Lisa XD

Todose recicla en el On the way

Todo se recicla en el On the way 😉 Qué apañada es la Mari!!

La guest house está formada por dos construciones; una de color rosa y otra verde que dan a un patio cubierto donde hay mesas y sillas y hace de lugar de encuentro. Todo está decorado con mucho gusto, la verdad que Mari se lo ha currado; porque casi todo lo hace ella y es todo supercolorido; con ese estilo indio que me encanta!  Y Vinod  también ha estado sembrado 😉 Había sembrado un montón de plantitas y había conseguido unos bonitos mini jardines muy bien cuidados en el patio y  en la entrada, y unas tomateras a punto de florecer! 🙂 Lo que os digo; fue como llegar a casa! 🙂 Le pregunté a Mari donde podíamos conseguir a aquellas horas una tarta de cumple para Mayca y mandó a Vinod a mirar pero Vinod estuvo de vuelta enseguida para decirnos que habría que ir al pueblo, porque a esas horas ya no quedaba nada en Varkala beach. Y allá me fui en moto con Vinod hasta pueblo!! XD  la verdad que ir con un indio al volante es una sensación de lo más tranquilizadora 🙂  La conducción en India es tan temeraria, que creo que me costaría coger un coche aqui, pero  ellos tienen unos reflejos tan desarrollados que lo mejor es relajarte y disfrutar del paisaje…Y eso es justo lo que hice! 😀

Fue un bonito recorrido nocturno;  con ese calor y la agradable sensación del viento dándote en la cara… Entramos en dos establecimientos, en el primero no le quedaban y en el segundo me preguntaron de qué flavor y yo les entendí  flower … Fue divertido! Porque yo le respondí que con dos o tres flowers era suficiente , y ellos no paraban de reirse! 😉 jajajaja  pero es que viendo aquellas tartas era imposible no pensar en el flower power indio al estilo Bollywood!

Luego me preguntaron cuantos años cumplía Mayca para ponerlo y les dije que no pusieran números, que a Mayca no le iba a gustar! Creo que me convertí en algo así como la clienta loca del día, porque ellos no paraban de reirse!

 Mientras esperábamos a que nos la prepararan, nos tomamos un batido y al salir Vinod me llevó a otra tienda donde compró las velas para la tarta y nos compró unas flores de jazmín de las que usan las mujeres en Kerala para adornarse el pelo… Después de esto creo que ya no hace falta que os explique porque dije que Vinod era un encanto! 😉

Durante todo el camino de vuelta Vinod me  vino hablando de su amigo Jose que es español y yo me preguntaba quién sería Jose… Jose venía siendo un chico que también estaba alojado en el on the way desde hacía unos dias, se ve que había llegado mientras Mari estaba en España y se lo habían pasado bien los dos de Rodriguez 😉 En ese momento en la guest sólo había dos huéspedes;  Jose y una chica, era temporada baja,  pero después de nuestra llegada el on the way se quedó casi al completo 😉

La vida en Varkala resulta tranquila y relajada y Jose parecía haberse adaptado perfectamente, ya caminaba por el paseo de la playa con la toalla al hombro como si llevara media vida viviendo allí… 😉

Ya con la tarta en casa, nos duchamos, nos vestimos y salimos con Mari y Vinod a celebrar el cumple de Mayka. Por el camino nos encontramos con Dani, el guipuzcuano que habíamos conocido días antes en Hampi y es que:  ¡el mundo es un pañuelo!  😉   Dani se unió a la celebración, luego también aparecieron los otros huéspedes del On the way, con una amiga… Así que sin buscarlo, ya éramos un grupito decente para celebrar un cumpleaños.

71

El cumple de Maika en Abba Restaurant, Varkala beach

Cenamos en el Abba, que como no; es un restaurante de propietaria sueca y como es lógico la música de Abba suena cada dos por tres 🙂 . El Abba  está en el paseo de la playa  y tiene unas vistas espectaculares. Se convirtió en nuestro sitio preferido para desayunar y cenar en Varkala.

Y por fín, celebramos el cumple de Mayca; había sido un día largo, que había empezado a las cinco de la mañana con una visita a los tigres, aunque sólo habían salido a recibirnos unas lindas sanguijuelas 😉 y ahora había terminado con una bonita velada frente al mar. Estoy segura de que Mayca lo recordará mientras viva; porque sin duda resultó un cumpleaños diferente, en un lugar especial y con una gente estupenda que acabábamos de conocer 🙂

la flower tarta ;)

la flower tarta 😉

De nuestra dolce vita los siguientes días en Varkala os hablaré en el siguiente post! Así que, permanezcan atentos! 😉

Varkala Beach, Kerala. El Dolce far Niente ;)

Me río yo de los que dicen que no viajan a la India porque hay mucha pobreza, porque no quieren ver miserias, porque hay mucha suciedad… Estoy cansada de repetir que la India es inmensa!!! 🙂 ¡Es casi un continente..! Es cierto que muchas veces no hay aceras, que el tráfico es una locura, que otras veces se va la luz y que verás cosas que antes sólo habías visto en películas y creías que ya no eran propias de este mundo… Pero en la India también hay cosas bonitas; parques naturales protegidos,  paisajes impresionantes, construcciones majestuosas, gente maravillosa y como no;  lugares paradisíacos!! 😀

Varkala Beach

Varkala Beach 🙂

Varkala beach es un pueblo costero situado en el distrito  de Thruvananthapuram, al sur de Kerala. El pueblo vive mirando al mar… Es un largo paseo marítimo con un caminito de tierra; a un lado restaurantes, tiendas y cafés, y al otro;  el MAR!  😀

paseo marítimo

Paseo marítimo de Varkala

Los restaurantes de Varkala ofrecen todo tipo de platos ; tanto platos occidentales como especialidades indias o nepalíes y en  las tiendas del mercadillo de  Varkala se vende de todo… Ahí fue donde oímos: ” ¡Más barato que en el Mercadona!” mmm Por aquí ya han pasado españoles! XD jajaja  ¡Hay que ver lo bien se le dan los idiomas a los indios!   😉

Un arbol en el medio dle camino se respeta todo

Un árbol en el medio del camino 🙂  Hay que respetar la naturaleza; además alguien se ha inspirado y ha dibujado un Papá Noel en su tronco, “Veo arte por todas partes”!!  🙂

Por el otro lado del paseo marítimo está el acantilado. En algunos tramos del paseo hay vallas , en  otros no,  pero crecen plantas y flores  que hacen de barrera natural (las flores son muy vistosas. La India es el país de las flores; hay una gran variedad y crecen por todos lados)

El paseo marítimo

El paseo marítimo

 Debajo del paseo está la playa, pero hay tramos donde ni siquiera puede verse porque está tapada por la frondosidad de la vegetación del acantilado y  al fondo, un mar inmenso que cada atardecer, agasaja a los visitantes con una preciosa puesta de sol 🙂

Puesta de sol con el vendedor de tambores

Puesta de sol con el tamborilero. En el sur de la india se ven muchos chicos como éste; que intentan vender tambores. Con el poco espacio que había en mi mochila ni se me pasó por la cabeza comprarlo 😦

En Varkala todo está orientado al mar (La vida gira en torno del mar): Las tiendas y sobre todo las sillas de los bares, parece que estuvieran situadas durante todo el día esperando la puesta de sol…

Los locales son de estilo europeo; casi todos tienen roof o terraza y  estanterías donde puedes coger libros para leer mientras tomas algo o bien cambiarlos por otros que dejas allí para compartir. Hay wifi en todas las terrazas y mucha gente lleva su portátil y así se entretiene o trabaja mientras espera la puesta de sol y los camareros por lo general son nepalíes que hacen la campaña en Varkala y ahorran para volver a su país durante los meses del monzón, de hecho y como en el resto de la India, no tienen ni habitaciones y duermen sobre las mesas de la terraza, eso impresiona!

Son gente super agradable y servicial, como camareros rozan la perfección. Además se les ve muy buena gente. En el Abba hicimos algunos amiguitos 😀

tiendas

Las tiendas de Varkala. Muchas están regentadas por mujeres, que son magníficas vendedoras.

Cuando pasas más de una vez por el mismo sitio, ya toda la gente te conoce y te ofrece lo que sabe que andabas buscando en la tienda anterior ¡Aquí todo se sabe!! XD En esta zona de India es más habitual ver chicas en las tiendas de vendedoras y la verdad que en el norte no saben lo que se pierden; porque las mujeres indias son muy buenas vendedoras. En el mercado tibetano tienes casi de todo: Pañuelos de seda, piedras semi preciosas, libretas de piel, cajas de madera, cajitas de té, pulseras, anillos,  objetos de regalo y mucha ropa de algodón; bonita y a buen precio. El regateo también funciona bien en Varkala.  😉

co  nuestra vendedora preferida

En la tienda de nuestra vendedora favorita; una chica encantadora además de guapísima!  🙂

Otras actividades que se ofertan en Varkala son los masages y  los centros de yoga. Hay salones de belleza y masage ayurveda por todos lados y como experiencia vale mucho la pena. Nosotras nos hicimos de todo; uno de cuerpo completo y luego uno de cara especial pieles sensibles y hasta la manicura!   Muchas de las chicas que hacen los masages no hablan inglés pero resulta fácil comunicarse con ellas 😉 Las dueñas de los locales, sí suelen hablar inglés y son buenas negociando; por supuesto aquí también se acepta el regateo. El masage ayurveda consiste en un masage por todo el cuerpo con aceites esenciales que se  supone es bueno  tanto para el cuerpo como para el alma … Por lo menos relajante sí que es! 🙂

Varkala beach

Varkala beach

También hay un templo hinduísta al lado del mar, que es un centro de peregrinaciones.

ambiente abba

Ambiente de una mañana cualquiera en el  Abba 🙂

En Varcala también comimos rebien!! XD Los restaurantes de Varkala tienen una amplísima oferta de pescado que exponen recién capturado a la entrada de los restaurantes. Tú decides la pieza que quieres comerte y te lo preparan  a tu gusto, también  hay deliciosas pizzas y comida  occidental variada…La carta de “la casa del mar” o del “Restaurante Abba” son cartas que podría haber en cualquier país europeo pero por supuesto, a precios muchísimo más bajos.

dessayuno especial abba

Desayuno especial Abba. Desayunando esto a las 11 de la mañana, hasta la cena ya  puedes despreocuparte! 😉

En Varkala hay dos playas, y aunque no esté nada escrito sobre esto; a una de ellas suelen ir sólo indios y a la otra  occidentales… Como ya sabréis, y si no os lo digo yo 😉  Los indios, o mejor dicho debería de decir las indias, no suelen usar bañador ni bikini. No suelen bañarse en el mar, y si lo hacen, lo hacen vestidas. Eso nos sorprende bastante desde nuestra mentalidad occidental pero hay muchos otros lugares del mundo donde pasa excactamente lo mismo; en Méjico por ejemplo, he leído que las mujeres tampoco se bañan en bañador o bikini en el mar, a no ser en esas zonas destinadas únicamente al turismo, y donde la mayoría son extranjeras.

Si al final y en comparación con la población total del resto del mundo, vamos a ser cuatro gatos los que nos bañamos en bañador 😉

Varkala beach

Varkala beach, pescadores.

Pues aquí, digamos que se ha arreglado así; una playa a donde van los indios y otra en donde las occidentales se pueden poner en bikini o en bañador sin problema y a donde no suelen ir indios a curiosear, así que te puedes bañar tranquila y de hecho cumplimos nuestro deseo de bañarnos en el  mar arábigo 🙂 Pero las fotos creo que han sido censuradas, porque no he podido encontrarlas! 😉

pase de la playa

Paseo de la playa

Varkala beach está preparado para el turismo, así que suele haber casi de todo. El único problema es que sólo hay dos cajeros, si no os funcionaran tendríais que ir a Varkala pueblo, que tampoco está lejos, pero hay que ir en auto rickshaw o en moto. También  hay oficinas y agencias de turismo;  así que podéis hacer reservas o comprar billetes de tren o de autobús sin tener que desplazaros hasta el pueblo. En una de ellas, fue donde contratamos el servicio completo; con alquiler de barco incluído para pasar un día entero en los Backwaters, Alleppey (Allapuzna)…

Pero esa ya es otra historia; de nuestra visita a los backwaters os contaré con todo detalle en la próxima entrada 🙂  Hasta entonces, que la suerte os acompañe! 😉

Backwaters, Kerala. Un lugar idílico y el timo más anunciado.

Los backwaters es uno de los principales atractivos de  Kerala.

IMG_4161

Navegando por los Bakwaters de Kerala 🙂

Seguro que habéis oído hablar del síndrome de Sthendal o síndrome de Florencia; esa enfermedad psicosomática que se presenta al viajero  en forma de palpitaciones, temblor, confusión e incluso alucinaciones cuando el individuo es expuesto a obras de arte, especialmente cuando son de gran belleza o hay un gran número de ellas en un mismo lugar…

monica

Houseboats, Kerala. Foto Mayca.

Pues algo parecido sucede cuando te ves en el medio de los Backwaters; todavía no he encontrado el nombre para esta enfermedad pero  bien podría ser el síndrome de la paz interior, el del ohmmm o  el del locus amoenus. En este caso, la contemplación de tanta belleza natural, junto con el silencio te dejan en principio boquiabierto, luego pasas a un estado de  evasión y finalmente entras en el de relajación total y acabas fundiéndote por completo con la naturaleza. XD

Momento relax :)

Entrando en la tercera fase; momento Relax Total 🙂

Una vez más me resulta paradójico que este lugar, auténtico remanso de paz, pertenezca al mismo país que las locas calles de Delhi.

Backwaters. Foto Mónica Mon

Houseboats Backwaters, Kerala. Foto Mónica.

El día que viajábamos a Allepey (Allepuzna)  para  recorrer durante todo el día los Backwaters en barco, nos levantamos temprano porque venían a buscarnos en  tuc tuc al On The Way para llevarnos a la estación del tren donde cogeríamos el tren a Allepey. Cuando llegamos a  la estación de Allepey fue salir del tren y cruzarnos con el chico con el que habíamos atravesado el lago de Periyar en balsa el día que fuimos a ver a los tigres. Al cruzarse con nosotras nos saludó con la mano y  corrió para meterse en el vagón; se iba en el mismo tren en el que nosotras acabábamos de llegar…

publi joyeria chunga

Tren de varkala a Allepey (Mola la publi : Joyeria Chunga jeje

Os parecerá extraño esto que os voy a contar pero os lo cuento en confianza; porque sé que lo vais a entender y es un sentimiento bastante curioso que seguro que algunos ya han experimentado. Cuando viajas por India y más aún en temporada baja, a veces es dififcil encontrarte o cruzarte con occidentales. Durante mucho tiempo y en muchos lugares éramos las únicas turistas, las únicas occidentales; la gente te mira, se acercan a tí, te hacen fotos… así que te sientes un poco rara, diferente. 🙂  Y cuando te cruzas con un occidental, sin saber porqué sientes el deseo de saludarlo porque supones que él será como tú y  estará sintiendo lo mismo.

Puede sonar algo exagerado, pero lo cierto es que ;  la india es “otro mundo” y a veces hace que te sientas un poco ajeno a  ese mundo tan distinto al tuyo y que busques la complicidad en la mirada de  alguien que  como tú, estará también; ¡un poco asombrado! Y que a veces incluso te soltará una frase como la del inglés al que robaron en el tren a Goa. Un : “Thatś india!”  que lo resume todo 😉

sgrvni

Dejando las mochilas en la agencia en Allepey

Llegamos a Allepey con tiempo suficiente y puesto que nuestro barco no estaría listo hasta media mañana; dejamos nuestras mochilas en la sede de la agencia de viajes y salimos a dar un paseo; desayunar y visitar la ciudad, hasta la hora de embarcar…

Mercado de especias

Mercado de especias

Nos dimos una vuelta por Allepey o Allepuzna (Aquí casi todos los sitios tienen dos nombres, como mínimo! Uno suele ser el auténtico, el originario, y el otro, el que le pusieron los ingleses en la época de la colonización)

Comprando

Comprando canela y clavo 🙂

Estuvimos en un mercado de especias y de plantas, vimos tiendas especializadas en “dhoti”, que son las faldas que usan los hombres en Indiasi yo fuera un hombre creo que no la apearía, me parece un gran invento! (Cómodo y fresco) y después fuimos a desayunar a la Indian House, un sitio tranquilo y con unos precios muy indios XD

precios

Carta y precios de la Indian House de Allepey

allepey

Otra cosa que nos sorprendió en nuestro viaje a Kerala y que todavía no os había contado es que hay muchos católicos; Vinod nos contó que  entre los pueblos de pescadores de toda la costa, suele haber mayoría católica.

IMG_1409

Llegando al embarcadero. Foto Mónica.

Cuando llegó la hora de embarcar, nos fuimos a donde habíamos quedado y allí nos presentaron a la tripulación . Detrás de ellos entramos en un barco y luego fuimos saltando y pasando de un barco a otro … hasta ir a dar al más cutre de todos! Que casualmente ¡Era el nuestro!! :O

Paciencia señor danso pacienciaa

Paciencia señor! Danos pacienciaaa! Grrr

Habíamos caído en el famoso timo de los backwaters! 😦  Y  mira que lo sabíamos!!  Lo habíamos leído por todos lados… “Que no se debe de coger un barco hasta verlo” “Que  siempre hay que ver el barco antes y luego hacer el regateo” Pero claro, la dolce vita de Varkala nos había confundido y nos habíamos dejado llevar. En la Fundación Vicente Ferrer uno de los  chicos que estaba viviendo en  Bangalore nos había dicho que 8,000 rupias era un buen precio y cuando nos pidieron 8,000 con el traslado  en tuc tuc y el tren incluído; ¡Nos pareció una ganga!  Además la houseboat lleva incluída en el precio  la comida y la cena  y por supuesto el alojamiento, así que sin pensarnoslo más , habíamos aceptado!!

IMG_4185Mientras fue de día, todo era una auténtica maravilla!

Las casas del canal, menudos privilegiados los que viven ahí! :)

Las  casas del canal… ¡qué gente más privilegiada! 🙂

Los backwaters son un escenario sin comparación! Aquí te sientas y puedes pasarte horas sin hablar, sólo comtemplando el paisaje;  las casitas que rodean el canal, los barcos  con tejados de paja de diferentes formas, las aves que inician su vuelo…la gente que se baña o lava ropa, los pescadores… Un ambiente de paz total que contrasta  con cualquier ciudad india! Qué país de contrastes!

casas

Yo ya me quedaba en esta casita a vivir 😉

k

Cientos de tonalidades de azules y verdes…

foto Monica

La vida cotidiana en Kerala. Foto Monica

Así que mientras hizo buen tiempo todo era estupendo;  fotos, relax, paisajes increíbles y disfrute para los sentidos… pero la cosa empezó a ponerse fea cuando empezó a nublarse y a llover y el estado del tiempo comenzó  a reflejarse también  en nuestro ánimo y como no;  en nuestro estado mental!  XD

h

Anochece en los Backwaters

Primero fue la comida; de tan picante que estaba ¡Era intragable! _¿Pero cómo decirle a aquella gente que no podíamos comer tan picante? El típico gesto de hacer ah! ahh! y echar la lengua fuera no funcionó! : (  Así que nos acabamos devorando la fruta que había de adorno en el frutero… y en la  única salida que hicimos del barco, cuando nos bajaron en un pueblecito para que le compráramos algo a los pescadores; acabamos comprando bolsas de patatas fritas y galletas para acabar el viaje 🙂

Los cuervos se comiero el resto

Los cuervos se comieron los restos 🙂

Oh captain my captain!! :)

Oh captain, my captain!! 🙂

Nuestra tripulación estaba formada por  un capitán que parecía bastante mayor y un cocinero que hacía de todo, pero ninguno de los dos hablaba ni papa de inglés y hasta les resultaba dificil entendernos por señas... De repente Bárbara dejó de ser la tranquila y pacífica Bárbara y empezó a movilizar a nuestra tripulación;  primero fue a llamarlos porque no era  capaz de encender la tele, luego porque la tele no funcionaba, luego porque no era capaz de ver lo que quería ; que era una película que tenía Mayka en un pen creo… Era super gracioso  porque Bárbara trataba de explicarle las cosas con mímica y ellos no entendían nada!! Yo no podía evitar reírme porque a pesar de que nos empezaba a afectar el cansancio y la lluvia … la situación era bastante cómica! 😉

Mónica de relax

Mientras Bárbara trataba de movilizar a la tripulación , nosotras a descansar 😉

Pero lo peor estaba por llegar! :O  Lo peor fue cuando llegó la hora de dormir… ¡Aquellos camarotes eran un asco! Salamandras por las paredes (keep calm! A eso ya nos habíamos acostumbrado), sábanas sucias, un baño asqueroso,un ventilador oxidado que no funcionaba y debajo de la cama ¡Oh sorpesa! unas botas sucias!! :O

Ahí ya me puse loca de todo, estaba asqueada! Ya no sabía  que hacer para dormir! XD   Extendimos el saco de Bárbara y dormimos como pudimos intentando no tocar la cama… Era todo una auténtica guarrada!!

n

El aseo que en sus tiempos debió de ser la mar de elegante 🙂

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Nuestro camarote . Foto Bárbara

Y entonces es cuando empiezas a pensar … ¿Qué nos había hecho cambiar de idea? Si hasta nos habíamos planteado no hacer noche en el barco porque mucha gente lo desaconsejaba; decían que no valía la pena, que resultaba caro y que al fin y al cabo una vez que recorres los Backwaters a plena luz del día, ya está!

_¿Para que dormir en un barco pudiendo dormir más comodamente en un hotel? También recordamos como en todos lo diarios de viajeros recomendaban ver siempre  el barco antes de contratarlo y exigir unas medidas ya no sólo de higiene, sino de seguridad antes de contratarlo…. Y  sabiendo todo eso con anterioridad… ¿Cómo demonios habíamos llegado hasta aquí?? XD  jajajaja

Por no recordar la puesta en escena de los hombres de la agencia de viajes que por cierto, se llamaban algo así como Pim y Pom, cuando nos enseñaban las fotos del barco en un álbum de piel repujado. En las fotos salían ellos tumbados en la cama del camarote y luego posando como modelos por el barco adelante, un barco que por cierto, no era este!  (Aquella locura nos pareció de lo más normal, porque estábamos en India y allí todo acaba pareciéndote normal)  Lo recuerdo ahora y aún me dá la risa! XD

Entre nuestros locos pensamientos y las conversaciones nocturnas acabamos cayendo rendidas… fue  mejor que contar ovejas! ZZzzzzZZZ

a calma

Después de la tempestad siempre llega la calma 🙂

Pasamos la noche como pudimos en aquel barco mugriento con aquella tripulación, que parecía buena gente pero con la que era casi imposible comunicarse… y como siempre; después de la tormenta siempre llega la calma; y vimos como amanecía otro precioso día en los Backwaters y pudimos comtemplar otra vez la belleza de los canales y ver como la gente  se levantaba  e iba directamente a bañarse al canal… Empezaba un nuevo día en Kerala.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Namasteee Sir! 😀  Foto Bárbara

m

Mujer lavando la ropa. Foto Mónica

las casas que rodean el canal

las casas que rodean el canal en su zona más ancha.

 Cuando bajamos del  barco, otra vez estábamos en Allepey. Paramos a un conductor de tuc tuc y al decirle que queríamos ir a la estación de autobuses, intentó convencernos de que él podía llevarnos a Cochín… Nos negamos porque andábamos con el tiempo justo para visitar Cochín (Kochi) y sabemos como va esto en la india… Tienes que andar siempre con tiempo de sobra si quieres llegar a la hora.  Pero que negociantes y que liantes son… Nos sacó una libretita en la que aparecían los saludos y agradecimientos de sus clientes  en mil y un idiomas;  hablando de lo  bien que les había tratado 🙂  _No noo! Gracias!! Aún hubo que insistir para que nos llevara a la estación de autobuses y allí nos dejó, esperando el autobús a Kochi, Cochin.

IMG_4278Cochin, Kochi fue el último destino de nuestro gran  viaje y hay que decir que en Kochi  pasó un poco de todo; una momentazo surrealista con un busero loco, mucha diversión, una mala noticia y el reencuentro con “un viejo amigo”… Yo a estas alturas ya estoy en plan sensiblero; a mí el final de los viajes me pone siempre un poco triste… Ay!!! Pues eso; que ya estábamos a punto de finalizar nuestra aventura… Así que si habéis aguantado hasta aquí ; por nada del mundo os deberíais de perder el próximo post! 😉